El valle de Viñales

El Valle de Viñales está situado en la provincia de Pinar del Río, la zona más occidental de Cuba. Localizado en la Sierra de los Órganos, exactamente en el grupo montañoso de la cordillera de Guaniguanico. Este valle y gran parte de la sierra que lo rodea, se consideró en 1999 Parque Nacional y en diciembre de ese mismo año fue declarado Patrimonio Natural de la Humanidad por la Unesco.

Se encuentra en el municipio de Viñales que es uno de los 14 municipios con los que cuenta la provincia. El municipio está situado en el centro y norte de la misma. Al este, limita con los municipios de La Palma y Consolación del Sur al Sureste. Al oeste, con el municipio Minas de Matahambre y al sur con el municipio de Pinar del Río. Al norte, coincide con las aguas del golfo de México y el Estrecho de la Florida. Su territorio cubre una superficie de 741 kilómetros cuadrados.

El viajero que llega al valle desde La Habana, va disfrutando del cambio de tonos del verde cubano, y cuando arriba al valle, el cambio es drástico y sobrecogedor. La complicidad entre la naturaleza y el silencio hace que el visitante se sienta impresionado por una belleza natural majestuosa, que se halla por todas partes, desde la Cueva del Indio, con su río subterráneo, hasta el Mural de la Prehistoria, el Rancho San Vicente y el fabuloso Mirador de Los Jazmines. Existen unas formaciones montañosas, únicas en la isla, llamadas mogotes. Estos mogotes son formaciones geomorfológicas muy singulares donde algunos de ellos llegan a medir centenares de metros de altura. Sólo son comparables con los localizados en China y la península de Malaca.

Un mogote, en términos geológicos, es una unidad del relieve prominente y aislada (algo así como un “bulto”). La palabra se emplea para describir los accidentes de ese tipo que se encuentran en el El Caribe, especialmente en Cuba. Aparecen como elevaciones de roca caliza generalmente en regiones de lluvias tropicales o subtropicales.Por extensión, de forma más imprecisa, es «cualquier elevación del terreno que recuerde la forma de un monte» y también «montículo aislado, de forma cónica y rematado en punta redondeada».

Efectivamente, los mogotes se caracterizan por su estructura roma, similar a la de una torre. La altura de estas torres es generalmente de menos de 25 metros y los diámetros varían entre 10 y 200 m. En los tipos de relieve kárstico, se llaman «conos y torres kársticas tropicales». Los mogotes son remanentes de capas sedimentarias de caliza erosionadas. Estas capas se formaron originalmente en aguas poco profundas, a continuación, fueron dobladas y falladas durante los ciclos orogénicos. Las elevaciones tectónicas llevaron las capas de piedra caliza a la superficie, donde fueron erosionadas por la lluvia, el viento y la energía del oleaje.

En el valle existen otras elevaciones, como Alturas de Pizarras, las cuales están constituidas por una variedad de rocas, las más antiguas existentes a lo largo del país y también en el área caribeña.

En el valle de Dos Hermanas, podemos encontrar el Mural de la Prehistoria, el cual está pintado sobre una piedra de una de las elevaciones. Este mural muestra la evolución de la vida en sentido natural en Cuba.Dicho Mural está ubicado en el mogote llamado Pita. Se puede encontrar en una ladera perpendicular la cual se limpió antes para poder realizar este trabajo, la roca fue lavada y también se hicieron drenajes en ella un poco para evitar en un futuro la erosión a causa de la lluvia. Se extiende a largo del valle por 120 y los 160 metros de longitud, su autor fue Leovigildo González Morillo, ya fallecido, el cual fue Director de Cartografía de la Academia de Ciencias de Cuba.

En él están representados los indios guanahatabeyes, especies de mamíferos, animales gigantescos, así como algunos moluscos.

En el Mural se pueden ver en 12 piezas el proceso evolutivo de los hombres y de los animales en la Sierra de los Órganos, en sus distintas etapas.

Como rasgo peculiar tenemos que para pintar o retocar la pintura ya existente en él abarca todo un proceso complicado y riesgoso que toma 5 años en concluir, se pinta totalmente a pincel.

En el valle se pueden encontrar varias cuevas como la de «José Miguel» y la del «Indio». La última es una caverna que llega a alcanzar los 300 metros de extensión, y en su interior corren 2 ríos subterráneos.  
También está la denominada «La reina de las espeluncas», la Gran Caverna de Santo Tomás, caracterizada y topografiada por el Dr. Antonio Núñez Jiménez.

Con relación a su flora, ésta se clasifica de una evolución atípica, muy variada en términos de especies con características de reliquias del pasado; existen en el valle alrededor de 17 especies botánicas endémicas que no se encuentran en otro lugar del mundo.

El poblado de Viñales, ubicado en el valle, conserva el tradicional escenario de un asentamiento de agricultores, representado por su calle principal, galerías de columnas a sus lados y casas de tejas rojas que favorecen sus condiciones climáticas, dándole una apariencia singular y agradable. En el período Jurásico este territorio estuvo compuesto por mar, deltas y llanuras del desaparecido continente, teniendo como elementos básicos de la geología local las piedras calizas, donde se encuentran abundantes fósiles de ammonites, peces y esquistos fósiles del dinosaurio terrestre “Diplodocus” y el dinosaurio marino “Ichtyosaurus”.

En el Parque Nacional Viñales se encuentra uno de los exponentes más espectaculares del karso tropical residual de montañas, con un desarrollo típico en rocas calizas Jurásico-Cretácicas.
La palabra karst (también carso) proviene del nombre de una enorme meseta caliza localizada entre la frontera de Yugoslavia e Italia donde espeleólogos austriacos estudiaron y describieron el fenómeno. Se llama karst, carso o karso al área de la superficie terrestre compuesta en su mayoría por rocas calizas (carbonato de calcio, CaCO3) que se disuelven debido a la acción erosiva y corrosiva del agua que transforma el carbonato en bicarbonato, que es soluble.

Sus elevaciones cónicas y de torres, desarrolladas sobre estructuras dislocadas por eventos geológicos, le confieren rasgos tectónicos alpinos. El relieve predominante es de montañas bajas, en forma de mogotes y cadenas mogóticas, de poljas (1) marginales  o de contacto , un amplio desarrollo de cavernas, de valles fluvio-cársicos, dolinas interiores y extensos campos de lapies o lapiaz (2) (diente de perro) en sus más variadas dimensiones y morfologías.

(1)Una polja (voz serbo-croata) es una depresión desarrollada en un terreno calcáreo como consecuencia de los fenómenos de disolución que caracterizan a las calizas.

(2)Un lapiaz es una superficie rocosa de relieve irregular que se produce por la erosión del agua arroyada o de lluvia.Son como arañazos en la roca desde muy pequeños hasta gigantescos.

El contacto entre rocas carsificables (cadenas mogóticas y mogotes aislados) y no carsificables de pizarras y esquistos (Aturas de Pizarras), confiere al paisaje rasgos únicos. Los efectos combinados de los procesos erosivos en pizarras y esquistos y los cársicos sobre calizas jurásicas, has traído consigo un comportamiento morfológico e hidrodinámico muy particular. Como ejemplos están los valles de Viñales y Pan de Azúcar.

Las cuevas se originan principalmente por efecto de los ríos que discurren transversalmente en las poljas marginales, formadas en el contacto entre rocas diferentes. Estos ríos entran a la serranía cársica por sumideros siguiendo los planos de fracturas preexistentes en la roca. Tras su recorrido subterráneo descargan en los valles fluvio-cársicos de la vertiente opuesta.

En el área del Parque se encuentran los mayores y más impresionantes sistemas cavernarios de su tipo en Cuba, con una rica fauna de vertebrados fósiles y un notable número de evidencias arqueológicas. Tal es el caso de la Gran Caverna de Santo Tomás (46 km), el Sistema Palmarito-Novillo-Pan de Azúcar (48 km), el Sistema Cavernario de Guasasa (15 km) y el Sistema San Vicente ( 6 km), entre otros.

Los primeros habitantes de Viñales fueron comunidades de aborígenes que desarrollaban una vida nómada con un nivel de vida pre-agroalfarero que aportaron una significativa herencia cultural expresada en pictografías y petroglifos que atesoran varias cuevas del territorio. La ganadería extensiva constituyó la actividad económica fundamental durante los siglos XVII y XVIII , en la segunda mitad del siglo XVII comienza la llegada de los primeros vegueros al territorio. En esta etapa el tabaco se consolida como la principal fuente de ingreso de la región.Condicionado por el florecimiento económico se comienza a fomentar durante le año 1865, la formación del núcleo urbano de Viñales.

Todo el  territorio desde sus inicios ha estado vinculado al desarrollo de las ciencias naturales, siendo protagonista de importantes descubrimientos, en los cuales se han destacado personalidades como: Sarah Isalgué, Tranquilino Sandalio de Noda, Don Carlos de la Torre y Huerta, M.R. Harrington, Adolfo Eraso, Salvador Massip, , Miguel Rodríguez Ferrer, y Antonio Núñez Jiménez.

Anuncios

Acerca de almejeiras

Me gusta Cuba y por eso hago este blog.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s