La guayabera

Estimado lector que rozas la suave y policromada pluma del Tocororo:

La guayabera es una camisa muy fresca y elegante, original y característica de Cuba, aunque también existe en muchos países latinoamericanos. La tradición y la leyenda dice que estas auténticas y especiales camisas se originaron en Sancti Spiritus  que es  una ciudad de Cuba situada en la zona central de la Isla y capital de la provincia del mismo nombre. El gentilicio que corresponde a sus habitantes es el de espirituanos o yayaberos.guayaberal fundamento de todo ésto no está muy bien documentado y hay muchas opiniones encontradas basadas en las fechas y en los acontecimientos históricos contrastados que parecen indicar ciertas contradicciones, pero la historia es bonita a pesar de todo. Además no me gustaría que algún espirituano que me leyera, se enfadara seriamente conmigo por este motivo.

En el año 1709 llegaron a esta ciudad, procedentes de Granada (España) Don José Pérez Rodríguez y su esposa Encarnación Núñez García. José tenía el oficio de alfarero y era conocido como Joselillo. Al poco tiempo de haber llegado a Sancti Spiritus, ya se había construido una nave en las márgenes del río Yayabo, el cual cruza la parte sur de la ciudad de oeste a este. Después de estar trabajando un corto tiempo en su alfarería, recibieron varias piezas de tejidos que sus familiares les enviaron desde España.

La alegría que ambos experimentaron cuando les fue entregado el paquete con las telas fue enorme, porque Encarnación, como muchas de las mujeres en esos tiempos, era costurera. Joselillo dirigiéndose a Encarnación, le pidió que le hiciera unas camisas largas con bolsillos grandes a los lados.

Después de varios intentos, Encarnación cosió una prenda de vestir que fue del agrado de su querido esposo. Joselillo, con mucho orgullo por ser una pieza original de su mujer, comenzó a usarla y al poco tiempo los guajiros de la comarca, viendo la comodidad y la economía que resultaba de esta prenda de vestir, también comenzaron a usarla.

Se trataba de una camisa suelta, de mangas largas, cuello redondo, y para que resultara más fresca y acorde al clima, le dejó las faldas por encima del pantalón y cuatro bolsillos a los lados para los efectos personales, que dicen que llenaba también de guayabas.guayaba

Para los lectores que vivan en países distantes hay que decir que la guayaba es el fruto del guayabo que es un árbol mirtáceo de la América tropical, con un porte de hasta 6 metros de altura, con tronco retorcido y muchas ramas, hojas puntiagudas, ásperas y gruesas y flores blancas y olorosas.

(También se usa a veces  el término guayaba para designar a una muchacha joven y linda o guayabo en su caso). Si nunca las probaste (me refiero a las frutas … por favor), te recomiendo que lo hagas cuando vayas a Cuba. Y ya no diremos nada de los cascos de guayaba que debe ser el postre que comen los dioses del Olimpo junto al néctar y la ambrosía. Sólo de pensar en los cascos se me hace la boca agua.cascos de guayaba

Era una prenda muy cómoda para el hombre de campo abrochada al frente por botones de nácar, los mismos botones para los cuatro bolsillos y reforzando los puños, con los lados abiertos para facilitar la colocación del machete a un lado y el cuchillo al otro, por eso en muy poco tiempo los campesinos de la comarca empezaron a usarla, y la llamaron yayabera.

Los habitantes de las ciudades, enseguida se pusieron en contra de esta nueva prenda y llegaron a decir que era cosa de guajiros y gente del campo pero poco a poco y a pesar de las críticas se fue introduciendo en todos los ambientes cada vez más, sin duda debido a su funcionalidad.

A los nativos de Sancti Spiritus actualmente se les conoce como espirituanos pero también se les llama yayaberos, nombre que viene del río Yayabo, y por este motivo a esta vestimenta se le llamó también yayabera. Pero es que además, alrededor de Sancti Spiritus abundan las matas de diversas variedades de esa deliciosa fruta que es la guayaba. Como estas camisas siempre han tenido por delante dos bolsillos bastante grandes, los guajiros acostumbraban a llevar guayabas en ellos y de esta costumbre nació el nombre de guayabera, sustituyendo al de yayabera, como le llamaban a las mujeres del pueblo. Así nació la siguiente cuarteta trovadoresca local:

Y la llaman guayabera

por su nombre tan sencillo

por llenarse los bolsillos

con guayabas cotorreras.

El tiempo permitió diversas variaciones, no solamente en su nombre, sino también en su estilo. Se les añadió las muy bien confeccionadas alforcitas y se les agregó una serie de botones por todas partes.

Pero la variación más significativa nació durante las guerras de independencia de Cuba, desde 1868 hasta 1898. Cuba está reconocida por haber alcanzado su independencia con las cargas de caballos guiados por los libertadores, machete en mano. Como el machete sobresalía más arriba del cinto, por debajo de la guayabera, la guayabera fue alternada con dos aperturas laterales para facilitar la rapidez para desenfundar el machete.

Nuestros venerables veteranos de esas guerras usaban las guayaberas de hilo porque era un puro símbolo de patriotismo, y en su pecho colgaban la bandera tricolor con la estrella solitaria y la medalla de oro que los distinguía como libertadores. El general Calixto García y sus ayudantes de guerra usaban esta prenda de vestir. Durante nuestras luchas libertadoras, los españoles consideraban ejecutor de una tremenda traición, al cubano que usara una guayabera con este diseño en la espalda, y aquellos cubanos capturados usando este tipo de camisas eran inmediatamente fusilados.

El primero de julio fue escogido por el Gobierno de la República de Cuba, para celebrar cada año El Día de la Guayabera, ya que fue en esa fecha el nacimiento del poeta cubano Juan Cristóbal Nápoles Fajardo, más conocido como El Cucalambé (1829-1862), quien escribió varias décimas cubanas, siendo el primero en mencionar la guayabera en una composición.

A lo dicho anteriormente, se contraponen otras ideas. Lo del Cucalambé no parece que sea cierto porque no pudo hablar de guerrera mambisa alguna un poeta que desapareció en 1862, seis años antes de que Céspedes diera inicio a la Guerra Grande. Nada hay de cierto, por otra parte, en la pretendida guayabera de Calixto García. Su guerrera, que usaba por fuera del pantalón, lucía cuatro bolsillos, pero uno de estos, el superior derecho, era interior y más largo que el de la izquierda.

La versión que sitúa el origen de la guayabera en Sancti Spíritus, en 1709, no parece pasar de ser una mera propaganda comercial y al parecer procede los años 50 del siglo pasado de  una sastrería espirituana, La Casa Vázquez, propiedad de Valeriano Vázquez, que se proclamaba el rey de la guayabera de las mil alforcitas, establecimiento sito entonces en la calle Máximo Gómez, 21, de esa ciudad, aunque el anuncio reconoce como autor de la versión a un hoy olvidado Pedro Carballo Bernal, quien la incluiría en su libro Tradiciones antillanas.

Y eso es todo de momento. Un saludo para todos y hasta la próxima. Como siempre espero sus comentarios.                    

sancti-spiritusfleuron

Anuncios

Acerca de almejeiras

Me gusta Cuba y por eso hago este blog.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s